Spanish Arabic Chinese (Traditional) Czech Danish Dutch English French German Greek Hebrew Hindi Italian Japanese Korean Norwegian Persian Polish Portuguese Russian Slovak Swedish Turkish

Baños de lodo y azufre en Michoacán

Emplazado a 2.800 msnm, el Parque Natural Los Azufres tiene dos lagos naturales de donde emanan el agua y lodo termales. Un verdadero “spa natural”.

El Parque Natural Los Azufres, 250 km al oeste de México DF, en el estado de Michoacán, está anclado sobre un manto acuífero de piedra volcánica de donde emergen sus famosas aguas termales.

Emplazado a 2.800 metros sobre el nivel del mar, tiene dos lagos naturales de donde emanan el agua y lodo termales. Este “spa natural”, uno de los veinte que hay en méxico, recibe a miles de visitantes al año.

Los manantiales proceden de las capas subterráneas de la tierra y alcanza más de 100º Ca una profundidad de tres kilómetros, pero en superficie, 30º C. Junto a este lugar se sitúan varios establecimientos en los márgenes de la región montañosa, que también usan el agua de los manantiales termales pero de manera indirecta a través de tuberías que desembocan en piscinas artificiales.

Todo huele a azufre. El agua que aporta minerales como caolín, magnesio, azúfre, calcio, potasio, hierro, silicio y sodio es marrón o verde gracias a los pinos y oyameles circundantes.

Todos los balnearios disponen de servicios complementarios como la renta de cabañas y áreas para acampar para los que deciden pasar la noche o varios días, así como espacios recreativos para niños.

En 1979 la zona fue declarada reserva forestal. Desde principios de los años 70, el gobierno aprovecha este recurso geotérmico para generar electricidad con la instalación de varias pantas. Por este motivo, las fumarolas de vapor la son parte del paisaje de Los Azufres.